The Carmen Solution

El origen de la pareja humana

En el último capítulo de su libro The Science of Love and Betrayal, Robin Dunbar analiza el origen del vínculo de pareja en humanos, la monogamia. En mamíferos la monogamia es rara: alrededor del 5%, y en primates sigue siendo rara ya que sólo el 15% de especies son monógamas. Vamos a ver los argumentos y conclusiones de Dunbar. En la Naturaleza los vínculos de pareja evolucionan por cuatro razones:

1- Permitir que el macho monopolice el acceso sexual a la hembra, para asegurarse así que él es el padre (hipótesis de la vigilancia de pareja)
2- Reducir el riesgo de que la descendencia sea eliminada por depredadores
3- Reducir el riesgo de que la descendencia sea eliminada por machos infanticidas de la misma especie (hipótesis del guardaespaldas).
4- Permitir que el macho contribuya a la crianza de la prole.
En el primer caso, el vínculo de pareja sirve a los intereses del macho y esperaríamos que sea el macho el que trabaja más duro para mantener la relación, porque es el que más tiene que perder. Por eso se le le llama a esta hipótesis la de la vigilancia de pareja (mate guarding). Un ejemplo de este modelo es el pequeño antílope klipspringer del este de África. Casi nunca se separan más de unos metros y si ves uno puedes estar seguro de que el otro miembro de la pareja está muy cerca. No suelen alimentarse a la vez y cuando uno come el otro vigila.
La segunda y tercera posibilidades son muy parecidas, sólo se diferencian en quién es el asesino o depredador de la prole, un animal de otra especie, o uno de la propia. En estas hipótesis los dos miembros de la pareja estarían igual de interesados en mantener el vínculo porque ambos pierden sus genes si pierden la prole. El infanticidio por otros machos en monos y simios es un riesgo perenne debido a la duración del embarazo y la lactancia. En mamíferos, incluidos humanos, la hembra no vuelve a entrar en una condición reproductiva hasta que desteta a la cría previa. Mientras la cría chupa de los pezones se liberan unas hormonas que impiden que los ovarios pongan en marcha el ciclo menstrual.
Este sistema es muy sensible a la tasa de succión (una vez cada cuatro horas) más que al tiempo que el bebé está chupando del pezón. Cuando la cría deja de chupar por debajo de un umbral de frecuencia, la maquinaria hormonal despierta y se pone en marcha. Por lo tanto, deshacerse del bebé es una buena estrategia, desde el punto de vista del macho, para que la hembra vuelva a ser fértil. Son especialmente peligrosos los machos jóvenes que se acaban de incorporar a un grupo y se han hecho dominantes, porque tienen prisa por reproducirse todo lo posible antes de que pierdan la condición de dominantes.
 Por esto, unirse a un macho concreto que actúe como guardaespaldas y la defienda de depredadores, y especialmente de otros machos, es una opción atractiva para una hembra. Ella intercambiaría acceso sexual exclusivo a cambio de protección. Para el macho esta opción es menos atractiva porque podría seguir reproduciendo siendo infanticida. Esta explicación se llama la hipótesis del guardaespaldas. En este caso, entonces, la hembra es la que más tiene que ganar formando la relación y esperaríamos que fuera la que más hiciera por mantenerla. Esta sería la solución adoptada por los gorilas.
La cuarta explicación asume que los vínculos de pareja existen para que el cuidado biparental sea posible. Dentro de ella hay dos variantes:
a) Que ambos sexos puedan proveer el cuidado paterno con la misma facilidad. Este es el caso de los pájaros donde ambos pueden incubar y ambos pueden traer comida. Por ello el 85% de lo pájaros son monógamos sociales. Pero en mamíferos la “incubación” se hace en el útero y sólo la puede hacer la hembra, igual que la alimentación posterior que es principalmente la leche y los machos no lactan.
b) Una división del trabajo según la que un miembro de la pareja provee el cuidado de la cría y el otro aporta comida que mantiene a la madre y al hijo. El mejor ejemplo conocido de esta variante es el de los cánidos (lobos, zorros, coyotes…). Esta familia es única entre los mamíferos porque es monógama sin excepción. La razón es que el macho puede alimentar tanto a la hembra como a las crías por medio de comida semidigerida, mientras la hembra atiende a la prole. El macho lleva la comida en el estómago y la regurgita al llegar a la madriguera y esa comida es perfectamente comestible por las crías. Esta conducta no la podría ejecutar un herbívoro porque la hierba semidigerida no es tan eficaz como la carne semidigerida. En primates hay ejemplos también de esta división del trabajo, como los monos titís y el tamarindo en los que las hembras tienen gemelos y el macho hace todo el cuidado de las crías.
Admitiendo que los machos no colaboran mucho en la crianza, que abuelas y hermanas lo harían mejor, y que encima no aporta apenas carne, ¿por qué iban a querer las mujeres vincularse a los hombres? De las otras posibilidades podemos descartar rápidamente la hipótesis de que sea para defender a las mujeres de depredadores. La mayoría de primates se defienden de depredadores aumentando el tamaño del grupo, pero ese grupo no tiene que estar formado de un determinado tipo de individuos, es decir, un grupo grande de hembras funciona igual de bien que uno de machos. También podemos descartar la hipótesis de la vigilancia de pareja. En primates, como chimpancés y mandriles, la vigilancia de pareja no dura más de unos días, mientras la hembra es fértil, y luego los machos desaparecen a buscar otra hembra fértil. Ninguna de estas especies tiene vínculos duraderos de pareja…así que sólo nos queda  la hipótesis del guardaespaldas.
Los cazadores recolectores han vivido en grupos de 150 individuos repartidos en 3-4 bandas de entre 30 y 50 personas. En estos grupos podría haber 10-12 hombres y un problema de acoso sexual permanente para las mujeres. Orangutanes y chimpancés frecuentemente acosan a las hembras cuando están en celo para forzarlas a tener relaciones sexuales. Estos ataques impiden que las hembras se alimenten con normalidad, las estresan (elevan el cortisol) y muchas veces provocan heridas. El estrés puede asociarse a infertilidad así que las hembras enfrentan riesgos importantes por este acoso.
En el caso humano, un poderoso argumento son las estadísticas de actos criminales y violaciones. Sin ir más lejos, esta semana hemos conocido un informe de la UE sobre el acoso y la violencia contra la mujer en Europa que encaja perfectamente con este tema del acoso en primates que estamos comentando (hasta 9 millones de violaciones en Europa…,aunque habría que matizar muchas cosas de este informe). Si esto ocurre en tiempos modernos podemos suponer que en la prehistoria sería peor todavía. Hay también estudios (de Margo Wilson y Susan Mesnick) donde el riesgo de acoso sexual es 4-5 veces más alto en mujeres solas que en pareja y es ilustrativo que cuando investigadoras mujeres han ido a clubs y salas de baile a estudiar el cortejo al final fue necesario que fueran acompañadas por hombres de forma clara y evidente para todos, porque en caso contrario los hombres las molestaban tanto que no podían recoger datos.
Así que creo que podemos conceder que los machos suponen un riesgo de depredación sexual para la mujer. Lo que no sé cómo encajar en esta hipótesis del guardaespaldas es cuando el depredador lo tienes en casa y no en la calle, cuando el acosador y maltratador es precisamente la pareja que se supone, según Dunbar, que debería protegerte (aunque estadísticamente hablando se supone que estos casos son minoría).
Queda por dilucidar un asunto controvertido: ¿quién pone más interés en el mantenimiento de la pareja? ¿los hombres o las mujeres? Si la hipótesis que explica mejor el vínculo de pareja humano es la del guardaespaldas, se supone que debería ser la mujer la más interesada en mantener la relación. Sobre esto hay muy poca investigación y Dunbar cita algunas encuestas donde son los hombres los que tienen menos apego a la relación, así como otros estudios donde las rupturas parecen afectar más a las mujeres, pero desde luego la evidencia aquí es muy débil.
Resumiendo, Dunbar propone que el vínculo de pareja evolucionó en humanos para resolver el problema del acoso hacia ellas por parte de los hombres, y del riesgo de infanticidio. Las mujeres “alquilaron” un guardaespaldas para defenderse del acoso sexual de otros hombres pagando con sexo esa protección. Esto ocurrió relativamente tarde en nuestra evolución probablemente con el humano moderno, hace unos 200.000 años. No sé qué pensaréis los hombres que estáis leyendo esto pero como que no nos deja en muy buen lugar, ¿no? En el de mafiosos para ser exactos.
Autor: @pitiklinov
(Publicado originalmente en la Nueva Ilustración Evolucionista el 08-03-2014)
Referencias

Eventos especial San Valentín

EL CÓDIGO DE LA SEDUCCIÓN & ATRACCIÓN (16/2)

¿Quieres emparejarte o reavivar la pasión en tu relación?
¿Deseas tener éxito en tus relaciones, evitar que dejen de llamarte o te dejen en la friend zone?Ven a pasar una tarde divertida, diferente celebrando San Valentín con nosotras en el taller EL CÓDIGO DE LA SEDUCCIÓN Y ATRACCIÓN SENTIMENTAL. Conocerás personas interesantes con tus mismas inquietudes, y quién sabe, quizá surja el amor...

  Valor del taller 50€, ahora PROMOCIÓN especial San Valentín – por tan sólo 15€.

Te enseñaremos las claves para volverte irresistible magnético/a y atractivo/a, cómo emparejarte con éxito, y cómo re-encender la llama del amor y la pasión con tu pareja.

Si quieres emparejarte este San Valentin o re-enamorar a tu pareja o a tu ex, este taller es para ti. Más información haz click aquí

PRÁCTICAS = 10€  adicionales, (Alsur Café)

SEDUCTION PARTY, ESPECIAL SAN VALENTÍN (14/2)

Si estás soltero este San Valentín y te apetece conocer gente interesante, aprender más sobre Seducción, habilidades sociales y mejorar tus citas o relaciones, este es tu evento: Taller Seducción y relaciones - Cena en Hyde Club.

Hay muchas personas solas a las que les apetece conocer gente nueva porque sus amistades ya no siguen sus intereses, ritmo o simplemente no tienen las mismas inquietudes a la hora de divertirse. Quiero crear un grupo de amigos donde aprender entre hombres y mujeres cómo es el género contrario, a conocernos mejor y ayudarnos formando grupo. En definitiva, pasarlo bien juntos y disfrutar con personas con inquietudes similares, y quien sabe si ENCONTRAR EL AMOR. ¿Te animas?

PLANNING:

-19-21h Taller PODER DE ATRACCCIÓN (Teórico y práctico) en Alsur Café (Roger Lluria 23)

-21.30-23h Cenaremos un pica pica y tapas en Hyde Club (fiesta afterwork)

-23h Actuación en directo y fiesta.

Explicaré:

  • Mis Secretos Seducción y conquista en las primeras citas o contacto.
  • La clave para que tener relaciones sexuales conscientes, para conectar y llegar al máximo placer.
  • Responderé a vuestras preguntas sobre psicología masculina y femenina.
  • Mi fórmula para enamorar y atraer a personas desconocidas que os encantan.
  • Habilidades sociales
  • Qué es lo que más gusta en las citas y qué lo que le hará pensar en ti...
  • El look que más seduce
  • Y mucho más...

Valor= 35€

PROMOCIÓN = 12€ reserva anticipada / pago mismo día 18€

RESERVA TU PLAZA EN: carmenmoran24@gmail.com / 634572234

Si deseas contactar para obtener información sobre un proceso de coaching y mentoría o sesión particular, no lo dudes no estás sólo/a. Estaré encantada de que confíes en mí para compartir y resolver cualquier problema, objetivo o mejora. Siempre es más fácil si compartes el camino.

Contacto, información y reservas :

  • Tel 634572234
  • karmenmoran@icloud.com / carmenmoran25@gmail.com
  • Facebook: Carmen Moran (karmenmoran@hotmail.com
  • Instagram: karmenmoran_moran

Deja un comentario

Scroll Up